Instituto Nacional del TORAX

Insuficiencia Cardiaca

¿Qué es la insuficiencia cardiaca?

La insuficiencia cardiaca es una afección en la cual el corazón ya no puede bobear sangre rica en oxígeno al resto del cuerpo de forma eficiente. Lo que provoca que se presenten síntomas por todo el cuerpo.

En la mayoría de los casos puede ser causada por una afección prolongada (crónica), pero también se puede presentar de forma repentina. Puede ser causada por distintos problemas del corazón y afectar uno o ambos lados del corazón.

La insuficiencia cardiaca ocurre cuando el miocardio no puede bombear la sangre del corazón de forma eficaz, lo que se denomina insuficiencia cardiaca sistólica. También puede ocurrir cuando el miocardio está rígido y no se llena de sangre fácilmente, afección denominada insuficiencia cardiaca diastólica.

A medida que el bombeo sanguíneo se vuelve menos eficiente, se puede acumular sangre en otras zonas del cuerpo como los pulmones, hígado, tracto gastrointestinal, brazos y piernas. A esto se le denomina insuficiencia cardiaca congestiva.

Causas comunes:

La arteriopatía coronaria, que es un estrechamiento de los pequeños vasos sanguíneos que suministran sangre y oxígeno al corazón. Esto puede debilitar el miocardio a lo largo del tiempo o de forma repentina.

  • Hipertensión arterial mal controlada, puede llevar a que se presenten problemas de rigidez o eventualmente llevar al debilitamiento del músculo.
  • Cardiopatía congénita.
  • Ataque cardíaco.
  • Válvulas cardíacas permeables o estrechas.
  • Infección que debilita el miocardio.
  • Algunos tipos de ritmos cardíacos anormales (arritmias).

Los síntomas pueden presentarse como:

  • Tos
  • Fatiga, debilidad, desmayos
  • Inapetencia
  • Necesidad de orinar en la noche
  • Pulso irregular o rápido o una sensación de percibir los latidos cardíacos (palpitaciones)
  • Dificultad respiratoria cuando usted está activo o después de acostarse
  • Abdomen o hígado inflamado (agrandado)
  • Hinchazón de pies y tobillos
  • Despertarse después de un par de horas debido a la dificultad respiratoria
  • Aumento de peso

Tratamiento:

En caso de sufrir insuficiencia cardiaca, deberá estar bajo tratamiento constante, debiendo visitar a su médico para controlarse al menos cada 3 a 6 meses, pudiendo ser la frecuencia mayor. Además, deberá examinarse para comprobar su función cardiaca. Deberá estar atento a los cambios en su cuerpo, hable con su médico para saber qué hacer en caso de presentar algún síntoma durante el tratamiento. Deberá tomar las medicinas que le recete su médico, éstas tratarán los síntomas, impedirán el empeoramiento de la enfermedad y lo ayudarán a vivir más tiempo. Durante el tratamiento deberá cambiar su estilo de vida:

  • Deberá preguntar a su médico la cantidad de alcohol que puede ingerir.
  • Evite el tabaco.
  • Haga deporte, evite el sedentarismo.
  • En caso de tener sobrepeso, baje de peso.
  • Disminuya el colesterol.
  • No se sobre exija, descanse lo suficiente, esto permitirá a su corazón descansar también.

Pronóstico:

Por lo general, se puede controlar la insuficiencia cardiaca tomando medicamentos, cambiando el estilo de vida y tratando la afección que la causó. La insuficiencia cardíaca puede empeorar repentinamente debido a:

  • Isquemia (falta de irrigación al miocardio).
  • Exceso de sal en la dieta.
  • Ataque cardíaco.
  • Infecciones u otras enfermedades.
  • No tomar los medicamentos correctamente.
  • Ritmos cardíacos nuevos y anormales.

Por lo general, la insuficiencia cardíaca es una enfermedad crónica que puede empeorar con el tiempo. Algunas personas presentan insuficiencia cardíaca grave, en la cual los medicamentos, otros tratamientos y la cirugía ya no ayudan.

Fuente: Biblioteca Nacional de Medicina, EE.UU.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *